“Talento narrativo, gusto por la palabra y registros imprevisibles, la tripleta atacante de un autor que nos divierte y que le auguramos un largo recorrido”.

Miguel García-Posada